¿Qué son los fondos de inversión Ucits?

¿Qué son los fondos de inversión Ucits?

Los fondos de inversión UCITS son comunes en el espacio europeo. Cualquier inversor avezado conoce las particularidades este tipo de vehículos en los que invertir. Sin embargo, otros inversores aún no saben qué características tienen. ¿Qué son los fondos UCITS y cuáles son sus ventajas?

Tabla de contenidos

Fondos UCITS: entender qué son

Dentro del mundo de la inversión hay productos que no son especialmente populares pero que conviene conocer. Uno de ellos son los fondos de inversión UCITS, que cada vez más gestoras están sacando a relucir y promocionan en los folletos que muestran sus clientes. Por eso, es interesante saber qué se encuentra detrás de este acrónimo

Las siglas UCITS corresponden al acrónimo inglés «Undertakings for Collective Investment in Transferable Securities». Es decir, Organismos de inversión colectiva en valores mobiliarios. Se trata de una regulación europea que especifica en qué clases de activos puede invertir un fondo, cómo las inversiones están vinculadas a las diferentes clases de activos y cómo se valora este vehículo de inversión.

Para que se entienda, la categoría de UCITS es como el ‘pasaporte europeo’ que permite que un fondo pueda ser distribuido y comercializado en diferentes países. 

Entonces, ¿Cómo se cataloga un fondo como UCITS? Para que entre en esta categoría necesita cumplir con una diversificación de como mínimo de 6 valores o activos. A fin de cuentas esto es una forma de proteger al inversor y garantizar que se invierte con un menor nivel de riesgo.

El nacimiento de los fondos UCITS 

¿Y cómo nacieron los fondos UCITS? ¿Cuál es su origen? En Europa en 1985 se decidió regular la inversión en los fondos y se hizo a través de una normativa, en este caso la denominada UCITS o Undertakings for Collective Investment in Transferable Securities. 

A través de esta normativa, la Unión Europea abría el mercado y ofrecía a los inversores un amplio abanico de opciones a la hora de invertir en fondos de inversión, además de brindar a los consumidores una protección añadida. Es decir, se concibieron como un paraguas legal para hacer las inversiones europeas más seguras para los inversores de los países de la UE.

Previamente a la entrada en vigor de esta normativa era difícil invertir en fondos domiciliados en otros estados miembros de la UE debido a la regulación propia de cada país. Había una excesiva complejidad que era muy difícil sortear. 

Si las diferencias entre un estado y otro no bastaran, algunos países prohibían vender fondos a quienes no fueran residentes fiscales. UCITS buscó una simplificación y una igualdad de entrada a los fondos de inversión para todos los miembros de la Unión Europea.

Principales características de los fondos UCITS 

Entrando en las características de los fondos UCITS, en un primer momento la normativa describía,  las clases de activos en los que puede invertir un fondo y la forma en que las inversiones están vinculadas a estas clases de activos.

Con el transcurso del tiempo se han sumado más aclaraciones y enmiendas para adaptar la regulación a los cambios que se han producido dentro del mercado, pues las realidades se modifican con el paso del tiempo. 

Así, los fondos UCITS generalmente invierten en activos cotizados en bolsas públicas y reguladas por entidades tales como la francesa Euronext en París. Mediante este procedimiento, los inversores pueden invertir en cualquier fondo UCITS incluido en la lista de los que se venden en su propio país de residencia.

Ventajas de los fondos UCITS para los inversores

¿Pero cuál es el beneficio para el cliente de los fondos UCITS? La principal ventajas es que al invertir en UCITS la seguridad puede ser mayor que en otro tipo de fondos.

Los fondos UCITS, al encontrarse enmarcados bajo la regulación europea (común) y por cada uno de los reguladores dentro de los países europeos, protegen mucho más la cartera de inversión de un cliente

También le da la opción (al inversor) de tener una documentación frecuente y actualizada de los fondos en los que invierte debido a que las gestoras están obligadas por la normativa UCITS a realizar informes periódicos de la evolución de sus productos financieros.

A ello hay que sumarle que el inversor puede tener acceso a mercados diferentes o de activos más ilíquidos mediante un vehículo regulado y supervisado (gracias a la normativa UCITS).

Eso sí, aún no se ha avanzado todo lo necesario en materia de regulación sobre los fondos de inversión enmarcados en la Eurozona. Un ejemplo claro es la búsqueda de un consenso en lo referente a la armonización fiscal, que es el caballo de batalla de todos los países del grupo, no solo en materia de fondos de inversión, sino en el resto de las políticas comunitarias.

Los fondos UCITS no garantizan una rentabilidad más alta

El cliente, por el contrario, no se debe confundir. En la actualidad el término UCITS se ha convertido en sinónimo de la regulación de las inversiones por parte de los gobiernos. 

No obstante, los inversores que decidan contratar UCITS deberán tener en cuenta las fluctuaciones de su valor como con cualquier otro tipo de inversión. Por tanto, estos fondos son similares a los ya existentes, por lo que un inversor puede tanto ganar como perder dinero con ellos, lo mismo que sucedía hasta ahora con otros vehículos de inversión. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otros artículos